enter
close
killing-eve-popitas

Sandra Oh se mete a espía en Killing Eve

Cuando pensamos en series de espías nos imaginamos normalmente a inteligentes agentes de la CIA infiltrados en países lejanos buscando terroristas. Pero en la serie que vamos a recomendaros hoy, los espías son británicos. Ahora pensaréis en James Bond y en Martinis sin agitar, pero nada más lejos de la realidad… Hoy salimos del microondas para hablaros de Killing Eve.

BBC (la cadena, no la delantera del Madrid) suele ser sinónimo de calidad, especialmente en su división de series y en esta ocasión no nos han defraudado. Estamos ante un formato cien por ciento británico pero con protagonista norteamericana, concretamente Sandra Oh, que se dio a conocer en todo el mundo interpretando a Cristina Yang en la popular y casi interminable Anatomía de Grey. Ella es Eve, una agente del MI5. Pero no os imaginéis a una experta en artes marciales capaz de pasar desapercibida en cualquier ambiente y país enemigo, no. Eve es una aburrida funcionaria, analista de información, cuyo mayor aliciente laboral son las ridículas apuestas con su compañero de oficina y jefe inmediato.

Un día, tras el asesinato de un magnate ruso, en una reunión de trabajo ella expone una ridícula teoría sobre ese asesinato y otros realizados a lo largo y ancho del mundo, suponiendo que han sido realizados por la misma persona, una asesina a sueldo despiadada y tremendamente efectiva. Y claro, su jefe la pone de patitas en la calle. Pero esa misma noche, otra espía de la agencia la visita para contratarla. Eve tenía razón y esa asesina existe

Al mismo tiempo, en París, una atractiva joven un pelín psicópata y asesina en serie ha decidido adecuar su hobby, matar personas, a su actividad profesional: cobrar por ello y que otros le marquen los objetivos.

Esta es la premisa de partida de esta serie cuya primera temporada está en emisión en estos momentos y que consta de ocho episodios, algo en común en los formatos de las series que nos llegan desde las islas. En España podemos verla a través de la cadena HBO al mismo ritmo de emisión que en el resto del mundo. Un producto que está (injustamente) pasando desapercibido y que mucha gente se está perdiendo, dada la poca promoción que está teniendo. Pero hacednos caso: es, sin duda, una del año, un thriller protagonizad por mujeres que te sorprenderá.

Si bien la historia la hemos visto mil veces -dos mentes similares buscándose en un juego del gato y el ratón-, lo que hace original a Killing Eve es que, en esta ocasión, ambos son gatos y ratones a la vez. Y cabe sobre todo destacar las interpretaciones de la pareja protagonista que llevan bastante bien el peso de la trama.

En conclusión, una serie perfecta para ver con Popitas.

Articulos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *