enter
close
sin-rodeos-popitas

Sin Rodeos, cuando Santiago Segura se olvida de Torrente

Las Popitas hemos vuelto a salir de casa, porque ni la lluvia ni la nieve van a impedir que cuando se estrena una película que queremos ver nos vayamos al cine. Y claro, hace poco volvía Santiago Segura en su primera película como director fuera de Torrente. El remake de una cinta chilena que alcanzó un gran éxito en taquilla llamada Sin Filtros ha llegado a las pantallas españolas protagonizada por Maribel Verdú. Por eso, hoy salimos del microondas para hablaros (sin spoilers) de Sin Rodeos.

La película nos sitúa en la vida de Paz, una mujer con pareja estable, un hijo adolescente, un trabajo en el que es ninguneada y que no le llena, una hermana obsesionada con su gato, un exnovio con complejo de Peter Pan que no acaba de salir de su vida y un vecino de esos que mejor no cruzarte en el ascensor. Por eso, digamos que Paz, feliz lo que se dice feliz, no es. El ataque de nervios está ahí, cercano cada día, así que un buen día decide visitar a una especie de gurú que le da un brebaje que, en principio, le haría la vida más fácil. Pero lo que en realidad le provoca es que todos los filtros se van a donde amargan los pepinos y desde ese momento es incapaz de no decir a todo el mundo lo que piensa, le pese a quien le pese. Vamos lo que viene siendo abrir un perfil de Twitter con una cuenta anónima XD.

Con este punto de partida está claro que la comedia está servida, y es que aunque lo hemos visto miles de veces (de hecho, no deja de ser un remake), la sinceridad excesiva siempre crea situaciones cómicas. Esto lo hemos visto desde en películas de Woody Allen como Alice hasta en dos productos de Jim Carrey: Mentiroso Compulsivo y Dí que sí. Pero en esta ocasión la protagonista es una inmensa Maribel Verdú que se come al resto de actores.

Esta mujer es uno de los mayores talentos que tenemos en este país. Cuando le das un guión para su lucimiento y, además, la acompañas de buenos secundarios que la rodean de forma excelente (no os perdáis el papel de Candela Peña, por ejemplo), Maribel es capaz de llevarte ella solita el ritmo de una divertida y muy cortita película.

Pero hablemos de la dirección de Segura, que es bastante correcta, pero que una vez más nos ha metido con cuña a sus coleguitas haciendo pequeños papeles. Vale, él es así, y ver sus películas es poco menos que un juego de cameos. Pero se lo perdonamos, porque Santiago Segura nos cae bien y estábamos deseando verle dirigir algo fuera de su querido Torrente que, sinceramente, esperamos que haya dejado ya guardadito un tiempo. Esta película está demostrando, con los datos de los primeros días de su estreno, que es capaz de hacer una buena taquilla sin recurrir a su personaje icónico y, probablemente, esto le de alas para embarcarse en nuevos proyectos.

Vamos, que Sin Rodeos es un producto bastante divertido, que se deja ver y que además supone el debut como actriz de Cristina Pedroche. En resumen: ideal para pasar una buena tarde de cine y Popitas. ¿Qué más quieres?

Articulos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *